A nadie se le escapa que la gastronomía española es una de las mejores del mundo y que ese es uno de los motivos por los que nuestra industria turística también tiene una gran cantidad de buenas referencias a lo largo y ancho del mundo. Pero lo que hay que tener claro es otro aspecto: y es que la gastronomía española es muy buena gracias, en buena medida, a la enorme cantidad de productos de la máxima calidad que se produce en el interior de nuestras fronteras, en nuestras huertas y en nuestros campos. Esa es la clave para que gocemos de una gastronomía de primer nivel mundial.
Seguir Leyendo...